Todo aquel que visita Polonnaruva se enamora de ella. Y es que esta ciudad llena de historia, cuenta con el patrimonio cultural más rico de la isla de Sri Lanka. No en vano, se trata de una de las antiguas capitales del país que fue el hogar de los reyes cingaleses desde el siglo XI hasta el siglo XIII. Es tanta su importancia y belleza arquitectónica que fue declarada como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1982.

Y lo mejor es que puedes hacer un safari alrededor de ella. Esta es una de las actividades que más me gustaron durante mi viaje Sri Lanka Maldivas. Poder ver a animales de todo tipo, muchos de ellos exóticos, mientras recorres una zona de increíble belleza paisajista, es una de esas experiencias que no tienen precio.

A todos los que me comentan que van a hacer este recorrido, les aconsejo que hagan esta excursión para poder vivir en primera persona lo que tantas veces les he contado. Realizar un safari ya es de por sí una vivencia extraordinaria pero hacerlo en una región tan rica en todos los sentidos como Polonnaruva, multiplica al máximo las sensaciones. Que no te lo cuenten, ve y experiméntalo por ti mismo.